domingo, 11 de junio de 2017

SUCEDIÓ AYER MISMO

dentro del coche con mi hija delante y los dos niños detrás.
Le comentaba a ella algo que me había pasado con una tercera persona que había dicho algo que me había dolido mucho y Hugo toma parte en la conversación y me dice:
- Abuela ¿por qué no le haces un NEMO? 
Su madre y yo nos miramos y le preguntamos qué era eso, su madre tampoco lo sabía, y él dice:
- N  de nombre,
  E de emoción
  M de motivos
  O de opciones
Vas a la persona que te ha hecho daño y le llamas por su nombre y a continuación le dices la emoción que has sentido por lo que ha pasado (pena, daño, rabia...) y luego le preguntas qué motivos para hacer lo que hizo y cuando te lo diga buscáis opciones para que no se repita más esa situación.
Ojiplática me quedé.
Así es que recordad:
 ¡Feliz semana!

54 comentarios:

  1. Hazle caso... aunque yo no tengo paciencia para tanto, yo en vez de un Nemo si puedo a quien me haga daño se la hago pagar.
    Ya no aguanto ni una.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Le hago caso, sobretodo en las opciones que me dió, que esas ya no las he puesto.
      Besos

      Eliminar
  2. Tu Hugo es un niño portentoso.Ya ves, sabe hasta más que tu!!!
    que ya es decir...un beso para tí y otro para el chaval.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los niños saben mñas que los mayores en lo que son las cosas fundamentales de la vida.
      Un abrazo.

      Eliminar
  3. Esa es una de las grandes emociones de ser abuelo: todo lo que aprendes de tus nietos, cuando, (por los años), creías que estabas de vuelta de todo.
    Parábola según Mark Zuckerberg.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las palabras de los niños siempre son importantes de escuchar sobretodo cuando se trata de cosas esenciales para la vida, las demás cosas que aprendemos con la edad, mejor no las aprendiéramos porque perjudican al bondad e inocencia de la infancia.
      Un besazo.

      Eliminar
  4. El niño es el padre del hombre.
    Nadie te hará daño moral si tu no lo deseas.
    Feliz domingo. Saludos al socrático Hugo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo que dices es cierto, de hecho la segunda frase es uno de los principios yóguicos, pero es tan difícil llegar a ese desapego que te lleva a no recibir daño de nadie...
      Llevo en ello toda la vida, pero es lento...

      Eliminar
  5. Toma ya con Hugo!
    De genial en adelante.

    Besos.

    ResponderEliminar
  6. Qué bueno! La sabiduría de los niños para decirlo en el momento justo.
    No sabía la existencia del término ojiplático.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo uso este término bastante, aunque no sé si está en el diccionario de la RAE.

      Eliminar
  7. jajaja Ya tenemos que aprender de los nietos... :)
    Besos y salud

    ResponderEliminar
  8. Respuestas
    1. Espero que cuando sean mayores arreglen un poco lo que le vamos a dejar en herencia.

      Eliminar
  9. Todo un filósofo. Genial!
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  10. difícil opción del pequeño, como están los días y lo estresado de la gente a veces el interlocutor no reacciona de buena manera, o incluso uno mismo pierde el foco...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pero es la actitud que se debe tomar, si supiéramos controlarnos otro gallo cantaría.

      Eliminar
  11. Ojiplática es poco, también ofimática como se empeña mi móvil en escribir.

    ¡Felicitaciones a Hugo-gran personaje, genio y figura!

    Y ahora, decirte que si por tu hija no aprendió eso, el niño va a un colegio de primera en el que además de enseñarle materias teórico-intelectuales le enseñan a desarrollar su inteligencia emocional. Así que, como psicóloga también felicito a sus maestros y maestras.

    Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me sumo a la felicitación al colegio y los profesores y monitores. Le preguntamos que de donde había aprendido eso y nos dijo que en el comedor, sacamos en conclusión que las monitoras dilucidan los conflictoas de esa manera.
      ¡¡Chaeau por las monitoras!!!

      Eliminar
  12. La grandes enseñanzas de los niños, admirable.

    Besos

    ResponderEliminar
  13. Me quedo la idea, la copio y busco el valor de ponerla en práctica, dale las gracias a Hugo.
    Un beso

    ResponderEliminar
  14. Respuestas
    1. Lo difícil es llevarla a efecto-
      Besos

      Eliminar
  15. Pues así quedé al leerte... ¿segura que es un niño Hugo? ...pues que el "Principito" no crezca.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja, eso pienso yo que me da pena que crezca, pero es inevitable, así es que espero que su cabecita siga discurriendo como lo hace desde que era muy pequeño.

      Eliminar
  16. Oye, ese niño promete, es un portento. Cuídale como si fuera tu nieto.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaja, quees la manera que mejor hay de cuidar.

      Eliminar
  17. Como se suele decir DE TAL PALO TAL ASTILLA y en este caso tú nieto se le ve un niño espabilado pero a parte de eso con unos muy nobles sentimientos . Un fuerte abrazo y feliz comienzo de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La educación emocionales muyimportante y a veces se subestima.

      Eliminar
  18. Me lo copio porque es toda una lección de vida!
    Ojiplática acabo de quedar con el niño.
    Bravo por él y por quien o quienes le han enseñado eso.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
  19. Lo que decíamos el otro día, en ellos reside todo lo bueno que nos queda para seguir haciendo las cosas bien.
    Y para muestra, este botón.
    ;)

    Besos, linda.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son el futuro y hay que enseñarlos a ser mejores, por si pueden arreglar algo de la porquería que les vamos a dejar nosotros.

      Eliminar
  20. ¡Ojiplática total!!!!!!
    Felicidades por este nieto maravilloso.
    Besos

    ResponderEliminar
  21. Vaya, me has emocionado con tu relato, Tracy,. Será que ya soy muy mayor o que tengo cinco nietos de corta edad. En fin, hoy llevo un día de plañidera subido ... me han puesto al menos cuatro veces el anuncio del niño y el abuelo en el anuncio del Alzheimer y ... ay, deu meu. Vaya día.
    Enhorabuena por tener ese niño ahí ... un personaje.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quien te ha emocionado es el niño, no yo. Y es que los niños tienen esa capacidad de emocionar.
      Un beso fuerte.

      Eliminar
  22. Me encantó! Lo voy a tener en cuenta! Es una terapia muy buena para descargar las emociones! Un genio ese niño! Beso!

    ResponderEliminar